Almoravides y Almohades: definición y diferencias

Almorávides y Almohades representan dos de las dinastías musulmanas más influyentes en la historia del norte de África y la península ibérica.

Surgiendo en momentos críticos del Medievo, ambas dinastías dejaron un legado imborrable, definiendo períodos de esplendor, conflicto y renovación cultural en regiones que abarcaron desde el Magreb hasta Andalucía.

A pesar de tener orígenes comunes en el seno del mundo bereber, sus trayectorias y filosofías difirieron notablemente, impactando de manera significativa la evolución de la historia y la cultura.

Al explorar la saga de los Almorávides y Almohades, nos adentramos en capítulos fascinantes de un pasado que aún resuena en el presente. Descubre aquí su historia.

partidarios de los almorávides

✦ Almorávides y Almohades

A pesar de sus similitudes, estas dinastías presentan notables diferencias en términos de origen, ideología y legado cultural.

⌦ Los Almorávides: Guerreros del desierto

Los Almorávides, también conocidos como Murabitun, surgieron en el siglo XI en el Sáhara occidental. Originalmente eran un movimiento religioso y militar nacido entre las tribus bereberes de los lamtuna, masufa y gadala.

partidarios de los almorávides
Partidarios de los Almorávides

Estas tribus, bajo la guía espiritual del teólogo Abd Allah ibn Yasin, buscaban purificar y reformar el islam practicado en la región. Su fervor religioso se tradujo en conquistas rápidas.

Tal vez te interese:  ¿Quién mató a Aquiles en Troya?

A principios del siglo XII, se habían adueñado de gran parte del Magreb y avanzaron hacia al-Ándalus, donde se establecieron como protectores de los reinos taifas amenazados por los cristianos del norte.

Bajo el mando Almorávide, la península ibérica experimentó una renovación cultural y arquitectónica. Introdujeron un estilo artístico que combinaba las tradiciones bereberes con las influencias andalusíes existentes, dando lugar a monumentos emblemáticos.

En términos sociales, su régimen fue bastante conservador, implementando un islam ortodoxo y riguroso.

⌦ Los Almohades: Revolucionarios del Magreb

La dinastía Almohade, o al-Muwahhidun, surgió como una respuesta directa a la percepción de decadencia moral y religiosa bajo el yugo Almorávide.

Nacidos en las montañas del Atlas, en Marruecos, en el siglo XII, los Almohades fueron fundados por el reformador religioso Ibn Tumart.

Su enseñanza fundamental radicaba en la unicidad de Dios, una doctrina que desafiaba la interpretación Almorávide del islam.

Los Almohades se rebelaron contra los Almorávides y finalmente los derrocaron, estableciendo un imperio que abarcaba desde Túnez hasta Andalucía.

A diferencia de sus predecesores, los Almohades adoptaron una actitud más abierta hacia la ciencia y la filosofía, fomentando un renacimiento intelectual en la región.

Grandes pensadores, como Averroes y Maimónides, florecieron bajo su patronazgo. En el ámbito arquitectónico, dejaron maravillas como la Giralda en Sevilla y la Kutubiyya en Marrakech.

Tal vez te interese:  Guaperrimo: significado y origen de una palabra que no está en la RAE
Batalla contra el imperio almohade
Batalla contra el Imperio Almohade

✦ Diferencias entre Almorávides y Almohades

⌦ Ideología religiosa

Mientras que los Almorávides defendían un islam riguroso y conservador, los Almohades proponían una visión más reformista y renovadora, centrada en la idea de la unicidad de Dios.

Esta diferencia teológica no solo provocó tensiones entre ambas dinastías, sino que también fue la causa subyacente de muchos conflictos y revueltas en la región.

Los Almorávides se aferraban a interpretaciones tradicionales y a menudo resistían cualquier cambio doctrinal. Por otro lado, los Almohades, inspirados por visiones más progresistas, aspiraban a una purificación y renovación del islam, lo que llevó a un cambio de poder en el Magreb y al-Ándalus.

⌦ Influencia cultural

Ambas dinastías dejaron un legado arquitectónico y cultural en la península ibérica, pero se manifestaron de maneras distintas.

Por un lado, los Almorávides tendían hacia una síntesis de estilos bereber y andalusí, reflejando su origen y sus interacciones con las culturas preexistentes en al-Ándalus. Esto dio lugar a obras arquitectónicas y artísticas que fusionaban las tradiciones norteafricanas con las andalusíes.

Los Almohades, en contraste, eran conocidos por su apertura hacia la ciencia y la filosofía. Bajo su dominio, al-Ándalus se convirtió en un epicentro de aprendizaje y debate intelectual, donde grandes pensadores, como Averroes y Maimónides, encontraron patronazgo y un ambiente propicio para desarrollar sus ideas.

⌦ Impacto militar y político

En el plano militar y político, ambas dinastías exhibieron notables habilidades en la consolidación y expansión de sus territorios.

Tal vez te interese:  Los 13 símbolos de la muerte más tenebrosos

Los Almorávides, inicialmente, lograron unificar gran parte del Magreb y al-Ándalus bajo su estandarte, implementando una administración centralizada que les permitió resistir las presiones de los reinos cristianos del norte.

Los Almohades, aunque surgieron como una respuesta a la dominación Almorávide, eventualmente superaron a sus predecesores en términos de territorio conquistado, llegando incluso a amenazar a las potencias cristianas de la península.


En definitiva, independientemente de las diferencias ideológicas y culturales que los distinguen, Almorávides y los Almohades dejaron imborrables marcas en la historia y cultura de la península ibérica.

Ambas dinastías, con sus respectivas fortalezas y debilidades, definieron y redefinieron la identidad de al-Ándalus y el norte de África, dejando legados duraderos que aún se estudian y aprecian en la actualidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Responsable datos: Agustín Ruiz | Derechos: Rectificar, acceder, portar, suprimir, limitar y a que olvidemos tus datos | Finalidad: Moderar comentarios | Destinatario: No se comunicarán tus datos a persona u organización alguna | Conservación: Hasta que el interesado solicite la supresión | Legitimación: Tu consentimiento. +info.